Motatan responde a Rangel Silva: Gobernador, “respete para que lo respeten”

 

Con el respeto que merece Henry Rangel Silva, por su alta investidura, la misma no le da derecho para venir  a ofender y menospreciar a nuestros trabajadores azucareros, que salvo algunas excepciones, son mujeres y hombres honestos, responsables que por años fueron columna vertebral de esta empresa de producción social.

Gobernador Henry Rangel Silva tildo de “parranda de ladrones” a extrabajadores azucareros

Douglas Abreu.- El pueblo de Motatan alza su voz de protesta contra el gobernador del estado, Henry Rangel Silva,  quien para responder al reclamo de los mas de 400 padres y madres de familia trabajadores  que fueron objeto hace cuatro meses del despido masivo del Central Azucarero Trujillo, hoy Industria Azucarera “Fabricio Ojeda”, y con los cuales el Gobierno se comprometió a su incorporación una vez reactivada dicha empresa y no ha cumplido,  los tildo de “parranda de ladrones” y aseguró que ninguno volvería a ingresar.  Con estas y otras descalificaciones se refirió el primer mandatario regional, durante un acto político por la Constituyente” que encabezó  junto al ministro de Educación Superior,  Hugbel Roa, en la plaza Bolívar de Motatan, cuando fue preguntado por el periodista de Diario de Los Andes sobre la dramática situación que viven estos trabajadores quienes no habían perdido las esperanzas, ya que muchos de ellos, fueron llamados por la junta interventora,  a través de la Oficina de Talento Humano, e informados que habían sido preseleccionados, hasta el punto que los mandaron a hacer exámenes médicos (que les costaron entre 40 y 50 mil bolívares), resulta que todo fue una vil mentira y engaño no solo a los trabajadores sino una burla a su familia y a todo el pueblo de Motatan.

Ofensa y menosprecio…..Con el respeto que merece Henry Rangel Silva, por su alta investidura, la misma no le da derecho para venir  a ofender y menospreciar a nuestros trabajadores azucareros, que salvo algunas excepciones, son mujeres y hombres honestos, responsables que por años fueron columna vertebral de esta empresa de producción social, que lamentablemente por la improvisación, vicios, corruptelas y pésima gerencia gubernamental no ha logrado encaminarse por el camino de la productividad, nivel que se le sigue negando cuando se esta ingresando personal en su mayoría sin ninguna experiencia en materia azucarera, empezando por la gerencia técnica, de allí, que pareciera previsible su fracaso, cosa que el pueblo de Motatan no quiere, y espera estar equivocado.

Carencia de liderazgo y autoridad moral…..Pero igual señor Henry Rangel Silva, no ofende quien quiere, sino quien puede, para lo cual, entre otras virtudes, valores y principios, la persona debe tener humildad, respeto a sus semejantes, liderazgo, ser ejemplo a seguir y autoridad moral, y para desgracia de los trujillanos usted pareciera carecer de cada una de ellas, tal como lo demostró en ese acto de desagravio no solo con los trabajadores sino con todo el pueblo de Motatan, el estado Trujillo, Venezuela y el Mundo, porque el sentimiento motatanense cabalga por todas estas latitudes, y como tal, rechazan su irrespetuosa e irresponsable actitud que desdice mucho de alguien nacido en tierras trujillanas y estar ocupando tan honorable cargo por voluntad popular,  para vergüenza de nuestros santos y sabios, José Gregorio Hernández y Rafael Rangel. No se preocupe  mas temprano que tarde el pueblo de Motatan le recordará y cobrará con creces esta ofensa que ha servido y servirá para desenmascarar a esta falsa revolución que solo ha servido para enriquecer a un grupito que encuentra enquistado en el poder nacional y regional y matar al pueblo de hambre, miseria y pobreza extrema.

Elmer David Palma, alcalde de Motatan

Vergüenza y pena ajena…..Que el gobernador se crea con  derecho a venir a Motatan a ofender a los trabajadores, eso no extraña en estos falsos revolucionarios, lo que si da vergüenza y pena ajena fue la  reacción de los presentes que lejos de condenar la arremetida verbal contra nuestros trabajadores azucareros, la aplaudieron, o sea para ello también son una “parranda de ladrones”, especialmente, para el alcalde Elmer David Palma, los concejales, candidatos a la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), dirigentes del Psuv, sin importarles un comino que muchos de ellos son sus familiares, compadres, amigos o vecinos, hasta cuando tanta sumisión y falta de solidaridad con quienes han sido factor fundamental junto a su núcleo familiar en la obtención de los cargos de representación popular (Presidente de la República, diputados, gobernador, legisladores, alcalde, concejales ) que ocupan y han ocupado por años.  Condenados al desempleo…..El gobierno “Obrerista” con la descalificación y satanización generalizada que ha hecho contra los trabajadores los esta condenando irremediablemente “al desempleo eterno” , ya que se han presentado casos de algunos de ellos que en busca de empleo han introducido su currículo en empresas y cuando estas se comunican con la junta interventora, a través de la oficina de Talento Humano, para verificar su experiencia laboral, la respuesta no la hacen esperar “Ni se les ocurra darle trabajo, porque todos los que trabajaron aquí en este central son una cuerda e ladrones”. Hasta cuando tanta, saña e irresponsabilidad, o creen que con esta campaña de descredito van a tapar la ineficiencia y la corrupción que ha caracterizado a esta empresa desde que cayo en manos de esta tristemente mal llamada revolución.

Incapacidad gerencial y corrupción en retrospectiva…..Lo peor que le ha pasado al Central Azucarero Motatan – principal fuente de empleo del municipio Motatan por mas de 7 décadas – fue caer en manos de este régimen, trayendo consigo los tentáculos de la corrupción propiciada desde la Corporación Venezolana Azocar (CVA – Azúcar) y altas esferas del gobierno nacional, de la cual fueron tentados algunos trabajadores, que como siempre pasa en estos casos, la cuerda revienta por lo mas delgado.  De allí, que es bueno recordarle al Gobernador, que gandolas cargadas con azúcar detenidas, unas, y encontradas otras, en el pasado reciente cuando usted ejercía como director de la Disip, o Comandante del Ejercito o Ministro de la Defensa, no fue precisamente a trabajadores sino altos funcionarios, incluyendo militares activos, y el gobierno lejos de investigar y castigar se hizo de la vista gorda, y aquí están las nefastas consecuencias que justificaron irresponsablemente con un despido masivo de trabadores porque sencillamente fueron incapaces de resolver.

Redacción En la Mira

Somos un medio de información alternativo, comprometidos con la verdad y conscientes de la corresponsabilidad en la reconstrucción de Venezuela